Birmania (administración colonial del Reino Unido)

 Entidades /   Birmania (administración colonial del Reino Unido) 

Mapa de Birmania (administración colonial del Reino Unido)

La Birmania británica o dominio británico de Birmania se extendió entre 1824 y 1948. Se inició con las guerras anglo-birmanas, tras las que se convirtió en provincia de la India británica, y finalizó con la independencia de Birmania como estado independiente en 1948.

Después de su victoria en la Primera guerra anglo-birmana en 1826, los británicos se anexionaron varias partes del territorio de Birmania, entre las que se incluían Arakan, Tenasserim; en 1852, tras Segunda guerra anglo-birmana se anexionaron la Baja Birmania. Estos territorios fueron designados como provincia menor de Birmania británica, dependiente del Raj británico, en 1862. Tras la Tercera guerra anglo-birmana en 1885, se incorporó la Alta Birmania y al año siguiente se creó la provincia de Birmania, que se convirtió en provincia mayor en 1897.

Esta situación se prolongó hasta 1937, cuando Birmania empezó a ser administrada por separado por la Burma Office y la Secretaría de Estado para la India y Birmania. Birmania finalmente obtuvo su independencia completa el 4 de enero de 1948.

Entre finales del siglo XVIII y principios del XIX, la monarquía birmana practicó una política expansionista contra sus vecinos que, le llevó a invadir y conquistar el reino de Arakán (actualmente Estado de Rakhine) en 1784, lo que llevó las fronteras de Birmania hasta los límites de la India Británica.

En 1822 las conquistas birmanas de Manipur y Assam extendieron la frontera entre la India británica y el reino de Ava. Los británicos, con base en Calcuta, tenían sus propios planes para la región, y apoyaron activamente rebeliones en Manipur, Assam y Arakán. Calcuta declaró unilateralmente Cachar y Jaintia protectorados británicos, y se enviaron tropas. La incursión transfronteriza hacia estos nuevos territorios británicos irritó a los birmanos. Convencido de que la guerra era inevitable el comandante en jefe Bandula se convirtió en el principal partidario de una ofensiva política contra los británicos.

Los británicos tenían razones adicionales para la guerra: la expansión de la esfera de influencia de la Bengala británica y el deseo de nuevos mercados para sus manufacturas.

La primera guerra anglo-birmana (1824-1826) terminó con una victoria de la Compañía Británica de las Indias Orientales, en la que Birmania perdió por el Tratado de Yandabo el territorio conquistado previamente en Assam, Manipur y Arakan. Los británicos también tomaron posesión de Tenasserim con la intención de utilizarlo como moneda de cambio en futuras negociaciones, con Birmania o Siam. A medida que avanzaba el siglo, la Compañía de las Indias Orientales británica empezó a codiciar el territorio y los recursos de Birmania durante una época de gran expansión territorial.

Esta primera guerra fue la más larga y más cara en la historia de la India Británica. Quince mil soldados europeos e indios murieron, además de un número desconocido de soldados del ejército birmano y civiles. La campaña costó entre cinco a trece millones de libras esterlinas (alrededor de 18,5 mil a 48 mil millones en dólares americanos en 2006) lo que originaría una severa crisis económica en la India británica en 1833.

En 1852 el comodoro Lambert fue enviado a territorio birmano y tras una acción marítima contra los birmanos estalló la Segunda Guerra Anglo-Birmana. La guerra provocaría la pérdida de más territorios y una revuelta que acabaría con el rey Pagan Min que fue remplazado por su medio-hermano Mindon Min (1853-78). Este trató de modernizar su reino e impulsar la economía y trasladó la capital a Mandalay.

El rey Mindon trató de reajustarse al empuje del imperialismo. Promulgó las reformas administrativas e hizo una Birmania más receptiva a los intereses extranjeros.

Pero para los británicos no fue suficiente y en 1885, bajo el pretexto de que el rey, Thibaw Min, era un tirano simpatizante de los franceses, declararon una Tercera Guerra Anglo-Birmana, por la que toda Birmania quedó bajo el dominio del Imperio Británico. Las tropas británicas entraron en Mandalay el 28 de noviembre de 1885 y Birmania se adjuntó al Imperio británico el 1º de enero de 1886.

La resistencia armada birmana continuó esporádicamente durante varios años, y el comandante británico tuvo que obligar a la Corte Suprema de Justicia a seguir funcionando. Los británicos decidieron anexar toda la Alta Birmania como una colonia, y el país entero se convirtio en una provincia del Imperio de la India. La nueva colonia de la Alta Birmania se adjuntó a la Provincia de Birmania el 26 de febrero de 1886. Rangún, después de haber sido la capital de la Baja Birmania Británica, se convirtió en la capital de la provincia.

En 1886, el Reino Unido convirtió Birmania en una provincia de la India británica, con capital en Rangún y marcó el comienzo de un nuevo período de crecimiento económico. La estructura social tradicional birmana se alteró drásticamente por la caída de la monarquía y la separación entre religión y Estado.

Aunque la guerra terminó oficialmente después de tan sólo un par de semanas, la resistencia contra los británicos continuó en el norte hasta 1890 en que finalmente recurrieron a una destrucción sistemática de pueblos y al nombramiento de nuevos funcionarios para detener drásticamente toda la actividad de la guerrilla. Los matrimonios mixtos entre europeos y birmanos dio a luz a una comunidad eurasiática autóctona conocida como los anglo-birmanos que vendría a dominar la sociedad colonial, por debajo de los británicos, pero por encima de los birmanos.

La naturaleza económica de la sociedad también cambió profundamente. Después de la apertura del Canal de Suez, la demanda de arroz de Birmania creció y se pusieron en cultivo grandes extensiones de tierra. Sin embargo, los agricultores se vieron obligados a endeudarse con los prestamistas indios llamados chettiars con altas tasas de interés con el fin de hacer frente a nuevas inversiones para preparar las nuevas tierras siendo sus tierras adjudicados a menudo y desalojados y perdieron la tierra y el ganado. La mayoría de los puestos de trabajo también dirigida a trabajadores indios, y pueblos enteros se hicieron fuera de la ley, ya que recurrían al "dacoity" (robo a mano armada). Si bien la economía birmana creció, todo el poder y la riqueza quedó en las manos de varias empresas británicas y en los inmigrantes indios.

La administración pública se formó en gran medida por la anglo-birmanos y los indios, mientras que los birmanos fueron prácticamente excluidos del servicio militar, que contaba principalmente con los indios, anglo-birmanos, karens y otros grupos minoritarios de Birmania.


Características:

COLONIA

Es un territorio en general alejado de las fronteras de un estado extranjero, dominado y explotado por éste administrativa, militar y económicamente. Suele ser un territorio dominado y administrado por una potencia extranjera que permanece incapaz de oponerse al invasor, en lo social, económico, político, y sobre todo, militarmente.(vg: Ifni, África Occidental Francesa o Nyasalandia)

 
 
Suscríbase a nuestro boletín
Boletín de novedades: